13 feb. 2010

Catamarca, Argentina.-

Trabajadores del Hospital La Merced seguirán reclamando lo que les corresponde
http://www.noapress.com.ar/notas_noa.php?id_nota=14370
Una enfermera del hospital de La Merced, Elvira Romero, se refirió al piquete que realizan en la ruta 38 y manifestó que se debe a que desde hace ocho meses que no les pagan las guardias, las que tienen un costo de 120 pesos cada una y agregó que tampoco se está pagando por trabajo insalubre.
Señaló que les han cortando la licencia profiláctica, no tienen insumos, están sin vestuarios y sin baños y añadió que así no se puede trabajar. Indicó que van a seguir en la ruta hasta que les den una solución, por lo tanto no se van a mover de allí y aseguró que, desde la administración, nunca les dieron una solución y además existen malos tratos.

Huamuxtitlán, México.-

En la oscuridad se atendieron dos partos en la clínica de San Miguel Totolapa. Así estuvieron dos meses. Este jueves se restableció

Dar a luz, sin luz
http://www.lajornadaguerrero.com.mx/2010/02/12/index.php?section=sociedad&article=012n1soc
San Miguel Totolapa, Huamuxtitlán, 11 de febrero. Durante dos meses, las enfermeras de la clínica de San Miguel Totolapa, una localidad nahua de Huamuxtitlán, tuvieron que practicar partos a oscuras. Alumbrándose con velas, las jóvenes maniobraron con muchas dificultades para ayudar a nacer a dos bebés, ambas en buen estado de salud.

Eso ocurrió en los últimos días de diciembre y el pasado 5 de enero, debido a que la Comisión Federal de Electricidad (CFE) suspendió el servicio cuando la Secretaría de Salud del estado dejó de pagar el recibo correspondiente al último bimestre del año pasado, por mil 369 pesos.

Durante todo ese tiempo, dice la enfermera Beatriz Espinobarros, al jefe de la Jurisdicción Sanitaria 04, de la región Montaña, Aarón Nájera Moctezuma, en tres ocasiones le enviaron oficios para informarle de la situación, que poco a poco se convertía en un verdadero problema para los habitantes, más de 2 mil 500 en total.

Al atender partos a oscuras se corría el riesgo de cometer errores; además, las vacunas que mes con mes distribuye la dependencia, no podrían almacenarse en la unidad refrigerante, por eso se tuvieron que improvisar hieleras.

La respuesta que obtuvieron de la Secretaría fue que como San Miguel Totolapa es una comunidad que se inscribe en el área de atención de las oficinas de CFE en Tulcingo, Puebla (que colinda con Guerrero por esta zona de La Montaña), era complicado solucionar el problema.

“Ese es un problema porque ellos (la Jurisdicción Sanitaria regional) no tiene contacto con los de Puebla. Eso me han dicho desde el primer oficio que les mandé, desde el 5 de enero, se les notificó hasta entonces porque estaban de vacaciones en diciembre, cuando cortaron la luz”, dice Espinobarros.

Es martes y a la clínica, un pequeño inmueble donde apretujados reciben atención cuatro mujeres, ha llegado un joven con picadura de alacrán. La enfermera dice que fue posible atenderlo gracias a que ocurrió en el día, porque si hubiera ocurrido en la noche, concluye la enfermera, hubiera sido difícil sin la luz eléctrica.

Juan Roque Pacheco es el comisario de esta localidad, única entre los pueblos de Huamuxtitlán por ser –junto a Coyahualco– la que preserva su lengua materna, el nahua, que todavía se habla entre los jóvenes y los niños. Roque recuerda que hasta no hace mucho tiempo, los recibos que la CFE enviaba al pueblo por el consumo de luz en la clínica, eran liquidados mediante cooperaciones de los vecinos.

Sin embargo, como los habitantes llegaron a la conclusión de que era un gasto que competía a la Secretaría de Salud, dejaron de pagar el servicio y por eso sospechan que la dependencia se ha desentendido del caso.

“Mucho tiempo antes se pagaba por las cooperaciones de la gente –señala el comisario, en español– en los últimos meses, por un acuerdo se le dejó el paquete a la Jurisdicción, pero nos informan que a partir del bimestre noviembre-diciembre se dejó de pagar, por lo que hemos hecho algunas preguntas y nos comentan que, así de palabra, manifiesta la Jurisdicción que hay un recorte presupuestal por la famosa crisis, pero cualquier justificación se tiene que hacer en base a un oficio”.

La energía eléctrica no ha sido el único problema para la clínica de San Miguel Totolapa, pues además de algunos instrumentos y en ocasiones hasta medicamentos, dice el comisario, desde julio del año pasado han solicitado la presencia de un médico, pues el último se marchó y no ha llegado quien los sustituya.

Coincidencia o no, pero este jueves en las oficinas de la Jurisdicción Sanitaria 04, con sede en Tlapa, informaron que el miércoles enviaron personal para resolver el problema con CFE y desde entonces se restableció el servicio en la clínica, un día después de que La Jornada Guerrero conversó con los habitantes de San Miguel Totolapa.

Sevilla, España.-

El precio injusto de la jubilación

Más de 800 enfermeras y auxiliares retiradas luchan para disfrutar de  forma íntegra de su pensión, sin que el SAS «nos quite un buen pellizco»
http://www.larazon.es/noticia/6506-el-precio-injusto-de-la-jubilacion
SEVILLA- Décadas prestando servicio en los servicios públicos sanitarios y, tras un merecido retiro, un buen número de antiguas enfermeras y auxiliares –prácticamente todas son mujeres– están pasando graves penurias económicas. En esta difícil situación viven unas 800 enfermeras jubiladas en toda Andalucía, debido a la inflexible postura del Servicio Andaluz de Salud (SAS) al calcular sus pensiones según sus propios parámetros, con un aval de la Justicia que las afectadas consideran «legal», pero absolutamente «inmoral».
Pilar Burgos siempre pensó que, a su edad y después de «más de cuarenta años trabajando», ya sólo le correspondería disfrutar de su jubilación. En vez de eso, se ha visto obligada a convertirse en una de las portavoces de la plataforma creada para reivindicar sus derechos.
Su problema, y el de sus compañeras, es que el SAS «se queda con un buen pellizco de nuestra pensión» al interpretar libremente el Estatuto Marco del Personal Sanitario No Facultativo, aprobado en 2003.
Por norma
En su artículo 151, esta normativa impone que el pago de las retribuciones por jubilación de las enfermeras y auxiliares de enfermería que empezaron a trabajar antes de enero de 1967 debe ser asumido en un 60 por ciento por el Instituto Nacional de la Seguridad Social (INSS) y en el 40 por ciento restante, por el SAS.
La «felicidad» por tener sus jubilaciones normalizadas duró poco, hasta que «cuatro años después» el SAS consideró «sin previo aviso» que el «complemento» que aporta «debe ser variable», o sea, condicionado a las oscilaciones del Índice de Precios al Consumo. «Pueden llegar a quedarse al mes con unos 300 euros de mi salario real», lamenta Pilar.
Las antiguas enfermeras empezaron a plantear su caso individualmente a los juzgados y unas 170 afectados vencieron en los tribunales. Pero sólo ganaron una batalla: el SAS recurrió y el Supremo dio la razón a la Administración sanitaria aferrándose al interés general, generando  una jurisprudencia aplicable al colectivo.
Desde entonces, «nuestros esfuerzos ante las instituciones no están sirviendo de nada» explica Pilar Burgos, quien advierte de que «muchas compañeras son muy mayores y no tienen ni para pagar una residencia». En su caso, su jubilación asciende a 1.250 euros al mes, pero «hay otras enfermeras en peor situación».
Esta situación supone, además, un agravio comparativo respecto al resto del país, ya que sólo el SAS aplica ese complemento «variable. Es de justicia moral, pero en Andalucía no hay voluntad política para ayudarnos. Tantos años trabajando, y cotizando, para esto», resume Pilar Burgos.

El Salvador.-

Ordenan procesar a enfermera del ISSS 
La mujer es acusada de causar la muerte de un anciano por una caída
http://www.elsalvador.com/mwedh/nota/nota_completa.asp?idCat=6364&idArt=4507230
Una enfermera del Seguro Social seguirá siendo procesada por el homicidio involuntario de un anciano que sufrió una caída mientras pasaba consulta en el Hospital Amatepec, en Soyapango.

La decisión fue tomada por el Juzgado Primero de Paz, durante la audiencia inicial en contra de la imputada, cuyo nombre no fue proporcionado por la instancia judicial, a quien se le acusa del homicidio culposo (sin intención) de Juan García Pérez, de 87 años de edad.

La víctima llegó al hospital el 11 de septiembre del año pasado por padecimientos de dengue clásico.

Durante la estancia en el nosocomio sufrió una caída que le ocasionó un trauma craneoencefálico, dejándolo con parálisis en la parte derecha del cuerpo.

Según la acusación fiscal, la enfermera encargada dejó al anciano cerca de unas gradas y olvidó colocar el seguro a la silla de ruedas.

De acuerdo a las fiscales del caso, Mónica Galdámez y Sandra Escalante, el tribunal atribuyó la responsabilidad a la enfermera que directamente puso en posición de riesgo a la víctima.

La Fiscalía pidió al tribunal que haya responsabilidad subsidiaria contra el representante legal del Instituto Salvadoreño del Seguro Social, Óscar Kattán, quien funge como director de la institución.

"Como institución hay una serie de deficiencias que ayudan a que ocurran casos como estos. Entre ellos la falta de personal y sillas de ruedas en mal estado", indicó.

De acuerdo, a las fiscales el día del incidente, habían únicamente tres enfermeras disponibles para un total de 24 pacientes. Por otra parte, agregaron que a ninguna de las sillas del rueda le funcionan los frenos.

Pese a que las autoridades del Seguro Social fueron citadas a la audiencia no acudió ningún representante.

La hija de la víctima, Marilú de Platero, aseguró que lo único que busca es justicia para su padre.

Perú.-

AMENAZAN CON ENTREGAR HOSPITAL
Médicos van a la huelga indefinida
http://www.correoperu.com.pe/correo/nota.php?txtEdi_id=29&txtSecci_id=72&txtSecci_parent=0&txtNota_id=285573
SE CANSARON. MÉDICOS TIENEN LOS BOLSILLOS CASI VACÍOS PORQUE SUELDOS SON INSUFICIENTES
AYACUCHO | Creen que una huelga indefinida es la solución para los pedidos de los trabajadores del sector salud, pues quieren evitar la agonía de un hospital que fue creado para una población de 20 mil habitantes y que a la fecha superó la cifra, además de un desentendimiento de parte del Gobierno Regional que parece, no tiene remedio.

La enfermera Elizabeth del Pino explica que trabaja en el Hospital Regional de Ayacucho (HRA) 18 años, pero recién hace 4 años fue nombrada. "Yo comencé percibiendo un sueldo de 70 soles", recuerda mientras que sus colegas con arengas piden al presidente regional, Ernesto Molina, que cumpla con la sentencia judicial que ganaron en octubre del 2008. Con el pasar del tiempo y por catorce años, Elizabeth ganaba 500 soles mensuales, hoy bordea los 700 nuevos soles. Y con todas las guardias que realiza llega a los S/. 1,200, pero ello significa sacrificar a su familia.

Así como Elizabeth, unas 120 enfermeras en promedio viven con esos sueldos míseros. "Si queremos llevar unos sencillos más tenemos que buscar unas horas más en los consultorios privados", dice la enfermera.

HOSPITAL AGONIZA. El Hospital fue creado el 25 de mayo de 1964 para una población de 20 mil habitantes, hoy a colapsado. "Atendemos a pacientes de otras regiones como son Apurimac, Huancavelica y Cusco por la cercanía", relata Héctor Chávez Chuchón, representante de la Federación Médica al tiempo de resaltar que no existen especialistas como radiólogos, endocrinólogos, cardiovasculares.

EQUIPOS OBSOLETOS. "En la sala de operaciones solo tiene equipos desfasados, tenemos que hacer malabares con los recursos precarios que hay", explica el médico y a ello le suma que las goteras que existen en diversos consultorios.

Reportaje a Enfermera de MSF

Carmen Soto: “Para mí es más difícil contarlo que vivirlo”
http://www.rioja2.com/n-57763-2-Carmen_Soto_Para_dificil_contarlo_vivirlo
Llegó el pasado viernes de Haití después de 3 semanas. Tiene 45 años y es de Santo Domingo de la Calzada. Es enfermera y ha estado trabajando sobre todo en el Hospital de Jacmel, situado a 40 km. de Puerto Príncipe.

Carmen Soto tiene una amplia experiencia en proyectos de emergencias con Médicos Sin Fronteras que inició en los campos de refugiados por el conflicto de Ruanda en 1994, ha continuado su colaboración con al Organización en proyectos en Kenia, Sudan, Angola, Sri Lanka, Uganda, Tanzania , RDC, etc.

Como enfermera su labor profesional la ha desarrollado como expatriada en proyectos de emergencias por epidemias, conflictos bélicos y catástrofes naturales. Tiene una formación complementaria enfocada a la cooperación internacional con cursos de Medicina Tropical, emergencias, respuesta a epidemias, etc.

Carmen estuvo sobre todo en el Hospital de Jacmel, una población en la que el 60% de las infraestructuras han sido destruidas. En coordinación con las autoridades sanitarias, el grupo de MSF comenzó actividades de cirugía y obstetricia. Asimismo, realizaron la distribución de material de primera necesidad a 1.300 familias.


¿Qué es lo primero que sintió cuando llegó allí?
Pues el caos. Hasta que llegamos a la oficina de Médicos Sin Fronteras atravesamos Puerto Príncipe y empezamos a ver la realidad, lo que había pasado allí. La oficina también estaba llena de heridos. Lo que faltaba era coordinación. La gente había tenido asistencia pero no un seguimiento. Había mucha gente que con toda su buena voluntad iba, hacía y se iba, pero no había constancia de lo que habían hecho. Por ejemplo, había muchos vendados pero no se sabía lo que tenían. Los primeros días yo me desesperaba.

¿En qué consistió su trabajo?
Lo primero cuando llegamos nos pidieron si por favor podíamos ir a quirófano para sustituirles esa noche porque llevaban mucho tiempo trabajando. Fue mi compañera a quirófano y yo me quedé en el hospital de 7 a 7 haciendo un seguimiento de los enfermos o de los recién operados. En Puerto Príncipe no dábamos abasto. Además los cargos no llegaban porque había problemas con el aterrizaje pero sí supimos responder porque Médicos Sin Fronteras estaba en Haití desde hacía 19 años. Nosotros operamos desde el primer día, pero no todo lo que hubiéramos querido porque no nos llegaba el material que necesitábamos. Luego nos enteramos que en Jacmel estaban muy afectados por el terremoto, entonces a los 4 o 5 días fuimos para allí. Montamos tiendas para diferentes salas: pediatría, medicina interna, etc. Una vez que lo organizamos, lo rápido y de hecho, me quedó la satisfacción de que gente de otras organizaciones y voluntarios nos preguntaron qué había que hacer para trabajar con Médicos Sin Fronteras y que qué bien habíamos respondido.

¿Desde Médicos Sin Fronteras España cuánta gente fue a Haití?
Acabo de hablar con una amiga que va a ir el día 18. Hay gente que se está yendo todavía y gente que también ha vuelto. En el primer grupo, que nos llamaron el día 13 de enero, íbamos 7, yo la única riojana. En dos días ya habíamos llegado igual 30. Ahora a nivel Médicos Sin Fronteras de todos los países estamos unos 350 expatriados más unos 25 o 50 en camino. Hay relevo y aumento del personal.

Hemos conocido la terrible situación de tener que amputar miembros a los supervivientes porque no había recursos médicos en el momento y las heridas se gangrenaban. ¿Cómo ve el futuro del país más pobre de América y que además muchos supervivientes se encuentran con un miembro amputado?
Partimos de una base de que antes del terremoto estaban fatal y ahora un poco peor, que es horrible como están, pero es que estaban fatal ya. Ahora se ha añadido que van a estar inválidos pero la situación era horrible antes. Lo que pasa es que hasta que no ha pasado ésto la gente no ha mirado para Haití. Ya era un país inestable, el más pobre de América. Hay que hacer mucho todavía, lo que acabo de hacer no es nada. Va a necesitar mucho tiempo.

Ahora parece que las necesidades de los pacientes vuelven a las afecciones normales que se atienden en un centro médico.
Está todo colapsado. Los centros médicos no existen, no hay sistema de salud como tal y tampoco existía uno antes bueno. El día que me vine todavía me llegaban fracturas. Había gente que ni siquiera tenía asistencia porque no tenía acceso por carretera. Se ha hecho mucho pero todavía falta los operados, los post-operados, el seguimiento, las curas...

Las heridas llegará un momento que se cierren, pero los traumas psicológicos de los supervivientes de la catástrofe durarán mucho en el tiempo.
Se nota la actitud de ellos y la que hubiéramos tenido nosotros, pero Médicos Sin Fronteras también está tratando este aspecto. Hace cirugía, estabilización y atención al postoperatorio, atención psicológica y también agua y saneamiento. Por ejemplo, en Jacmel a parte del hospital hacíamos letrinas, puntos de agua, distribución de necesidades básicas y materiales de primera necesidad.

¿Tuvo la sensación de que su vida peligraba en algún momento?
Yo no pero en una distribución sí que se alteraron un poquillo y hubo que suspenderlas. Una de las normas de MSF es trabajar sin armas y no estábamos escoltados ni nada pero no hemos tenido grandes problemas. Es un país que ya antes era inseguro, uno de los más corruptos y armas había por todos los lados. MSF ya hacía curas de herida de bala antes del terremoto. Encima la cárcel se destruyó y todos se escaparon. Esa inseguridad existe aunque yo no la he vivido.

Por qué si inclinó por una labor profesional tan complicada como ésta. ¿Qué es lo que le motiva y le aporta?
No sé. Yo pensé que con mi profesionalidad y siendo enfermera podía ayudar y simplemente es parte de mi trabajo. Y ya llevo 17 años. Hay situaciones duras e incomprensibles y algo que no entiendo es por qué seguimos manteniendo a países en estas condiciones. Cada vez que lo veo, me cabrea más. Yo lo considero un trabajo que a la vez tiene una recompensa personal pero en principio estás pensando en las necesidades de ellos. Un trabajo más. Para mí es más difícil contarlo que vivirlo. Son situaciones muy difíciles de describir.

Ha estado en muchos conflictos, ¿ésta es la situación más dura que ha vivido?
Esta ha sido dura pero es que cada conflicto tiene lo suyo. Es el momento, la situación... La malnutrición en Angola. Llegamos a un pueblo de unos 15.000 habitantes y en 3 meses se habían muerto 5.000 de hambre, no de enfermedades y dices: pero ésto cómo puede ser. Tras estar trabajando tres meses allí, lo que era el pueblo en blanco y negro, muerte y un pueblo fantasma a un pueblo de vida, los niños jugando, las madres bailando... una fotografía en color. Hay muchos ejemplos.

¿Qué imágenes se lleva de allí y no podrá olvidar nunca?
Un niño no sé si sabía que sus padres se habían muerto pero cuando le dormimos un poco para las curas hablaba y gritaba: el temblor de la tierra, papá, mamá... Tendría un trauma psicológico, claro. Otros niños te pedían que les cortaras las piernas. Los mayores también. Mucho sufrimiento. Una cosa que me puso muy contenta fue el niño ese que a los 8 días lo encontraron porque a ese le vi yo, vi la casa, vi la satisfacción de la madre. Son momentos muy duros pero hay algunos que dices: merece la pena estar aquí.

¿Volverá algún día a Haití?
No tengo ni idea. Lo mismo dentro de un mes me llaman porque se necesita y voy. No planifico mi vida en este tipo de trabajo. Normalmente suelo salir ya, sin pensarlo.

Santiago del Estero, Argentina.-

Ordenan procesamientos en el Hospital Neurosiquiátrico “Diego Alcorta”

http://www.elciudadanoweb.com/?p=32039

La justicia santiagueña ordenó procesar a diez profesionales involucrados en la muerte de tres pacientes.

La justicia de Santiago del Estero ordenó procesar a diez profesionales involucrados en la muerte de tres pacientes que estaban internados en el Hospital Neuropsiquiátrico “Diego Alcorta”.
La resolución fue tomada por la Cámara de Apelaciones en lo Criminal y Correccional de Santiago del Estero, que rechazó la falta de mérito y ordenó procesar al director del hospital, Tomás Santiago Falcone.
La medida también fue aplicada a Mirta Azucena Rigourd, Marta Simone de Mocchi, Dante Delgado, Rosario Coronel, Ramona González, Raquel Merletti de Maidana, Andrés Ponce, Adolfo Leguizamón y Mirta Silva de Rodríguez, que integran parte del plantel de médicos y enfermeras.
Los profesionales serán investigados por las muertes de los pacientes Franco Mandrile, Daniel Morales y “Fredy” Gómez, que fallecieron en distintos episodios.
En las tres causas, el tribunal de alzada exigió procesar a todos los supuestos involucrados por presuntos delito de “homicidio culposo y violación de los deberes de funcionario público”.
Una realidad que duele
Hace tiempo que se viene hablando sobre el maltrato a los internos de algunos Hospitales Psiquiátricos. Hasta se cuestiona si son pacientes o presos de la salud mental.
Se calcula que unas 25 mil personas de las cuales entre el 60 y el 90% son “pacientes sociales”, lo que significa que permanecen internados porque no tienen adónde ir.
Es decir que están detenidos sin motivos y sin razón alguna que lo justifique en los diferentes neuropsiquíatricos.
Dentro de estos “Hospitales”, los internos viven horas de dolor, soledad, abandono y muchas veces de tortura. Como si fuera poco “no existe verdadera representación legal para individuos internados en las instituciones psiquiátricas”. Y si alguno de ellos intenta denunciar lo que están viviendo, no se les cree, ya que están diagnosticados como enfermos mentales y consideran que están delirando.
Abusos y negligencia
En el Hospital Diego Alcorta de Santiago del Estero tres personas murieron incendiadas mientras permanecían encerradas en celdas de aislamiento entre el 2000 y 2003.A esta larga lista de agresiones que ya padecen los internos se suman otras injusticias; como la superpoblación, la falta de atención médica, las condiciones insalubres de los alojamientos; y el uso desmedido de psicofármacos “para castigar o sedar, y no con propósitos terapéuticos, todo esto tambien actúan como causante de muerte de varios internos
¿Salud o castigo?
Estas instituciones tienen una manera muy particular de tratar a los pacientes.
Desde el encierro en pequeños calabozos, oscuros, sin ventilación ni fuente de luz, donde las personas “tenían que orinar y defecar en pequeñas ollas sobre el piso”. Este tipo de condición, que los priva largo tiempo de recibir estímulos a los sentidos, puede inducir daño psiquiátrico severo, produciendo asimismo agitación profunda, ansiedad extrema, ataques de pánico, depresión, pensamientos desorganizados y un desorden de personalidad antisocial.
Sea cual sea el término que se utilice para hablar de ellos; ya sea como “personas institucionalizadas”, “internadas” o “detenidas”, es lo mismo porque no son tratadas como seres humanos.

Mendoza, Argentina.-

El sismo alarmó a moradores de los pisos altos de ciudad
http://www.losandes.com.ar/notas/2010/2/13/sociedad-472094.asp
El epicentro fue en las cercanías de Zapata, Tunuyán. También se sintió en Chile.


Un temblor de 5,6 grados en la escala de Richter se percibió en la mañana de ayer en vastas zonas del Gran Mendoza, y causó un susto a los habitantes de edificios de altura. "Fue largo", dijo Claudio, morador del sexto piso de un edificio de la 2a Sección de Capital.

Precisamente la duración del movimiento, justo a un mes exacto del destructivo terremoto de Haití, es lo que llamó la atención a diferentes habitantes de otros sitio, en especial en Godoy Cruz.

El sacudón asustó a personas internadas y personal médico y de enfermería del Hospital Central, y también intranquilizó por momentos a oficinistas de la Casa de Gobierno, lo mismo que los residentes de los grandes hoteles que tiene el radio céntrico.

Empero, un alto porcentaje de la población no percibió nada.

Alejandro Giuliano, titular del Instituto Nacional de Prevención Sísmica (Inpres), basado en San Juan, informó que el fenómeno ocurrió a las 9.03 de ayer, con epicentro a 12 kilómetros al este sureste de la ciudad de Tunuyán y a 78 kilómetros al sur de la ciudad de Mendoza.

La intensidad del sismo en la escala Mercalli modificada alcanzó el grado IV (4) en la ciudad de Mendoza y III (3) en la de San Juan. La magnitud fue 5,6 grados en la escala Richter, también conocida como escala de magnitud local (ML), y a una profundidad de 150 kilómetros.

Buenos Aires.-

Se levantó el paro en los hospitales bonaerenses
[11/02/2010 - ACTA] El paro previsto para hoy en los hospitales bonaerenses fue levantado tras una reunión entre representantes del Ministerio de la Salud de la Provincia y la Asociación Sindical de Profesionales de la Salud de la Provincia de Buenos Aires (CICOP-CTA). El secretario general de la organización, Pablo Torres, explicó a ACTA que la decisión de los médicos se tomó luego de que se garantizara la estabilidad laboral de los dirigentes gremiales que habían sido cesanteados en San Miguel y San Andrés de Giles: “Los compañeros fueron despedidos como represalia. Habíamos llevado adelante un conflicto gremial por el pago de sumas adeudadas que finalmente llegó a buen puerto. No obstante, como represalia los intendentes despiden a los dirigentes de la seccional. Ayer les dijimos a los funcionarios que el gobierno de Scioli o garantiza como es su obligación el respeto a la Constitución y las leyes o se hace cómplice de su violación, por suerte optaron por lo primero. La organización de los trabajadores de la salud no les dio lugar para hacerse los distraídos”, concluyó.

España.-

EL PROGRAMA LO HAN DISEÑADO EL CONSEJO GENERAL Y LA UNIVERSIDAD COMPLUTENSE    
Comienza la formación y acreditación de enfermeras prescriptoras
   
Los primeros alumnos son presidentes colegiales y miembros de juntas de gobierno


La Organización Colegial de Enfermería de España ha comenzado oficialmente a impartir el programa de formación y acreditación que ha diseñado junto a la Universidad Complutense de Madrid y cuyo objetivo es que todos y cada uno de los 250.000 enfermeros y enfermeras de España, adquieran las competencias necesarias para obtener la acreditación oficial como enfermero prescriptor establecidas tras la reforma de la Ley del Medicamento.
Máximo González Jurado, presidente del Consejo General de Enfermería (a la derecha), y los presidentes de colegios y miembros de juntas directivas, durante una de las clases.
La primera edición del programa está teniendo como alumnos a presidentes y miembros de las juntas de gobierno de los colegios de Enfermería de toda España. En las próximas semanas comenzará a impartirse en todo el territorio nacional.
El programa de formación y acreditación está dirigido por el catedrático de farmacología de la Universidad Complutense de Madrid, Juan Vicente Beneit Montesinos, y está basado en una metodología adaptada al Espacio Europeo de Educación Superior. Así, se estructura en una formación semipresencial de 150 horas que se apoya en las nuevas tecnologías y en el aprendizaje autónomo tutorizado. El programa de formación para la adquisición de competencias como enfermero prescriptor tiene un total de 6 créditos académicos ECTS y 150 horas de duración semipresencial.
   

Mallorca, España.-

Condenado a un año de prisión por agredir a un enfermero en Son Dureta

http://www.diariodemallorca.es/mallorca/2010/02/12/ano-prision-agredir-enfermero/544788.html

La jueza considera que el acusado cometió un delito de atentado y una falta de lesiones

La titular del juzgado de lo Penal número dos de Palma ha condenado a una persona a un año de prisión por agredir a un enfermero en el hospital de Son Dureta en noviembre de 2008.
La magistrada dictamina en su sentencia que el agresor es autor de un delito de atentado y una falta de lesiones por su acción contra el empleado sanitario por lo que, además del año de prisión, le condena a un mes de multa a razón de tres euros diarios y a que indemnice al enfermero agredido con 580 euros por las lesiones sufridas.
La jueza considera probado que sobre las 15.30 horas del pasado 14 de noviembre de 2008 el acusado fue a visitar a un amigo que se hallaba ingresado en el hospital de Son Dureta y que, tras percatarse que éste estaba discutiendo con un enfermero del centro que iba identificado con el uniforme pertinente, "con ánimo de menoscabar su autoridad y sin mediar palabra, le propinó un manotazo en la nuca, causando al agredido un esguince cervical, artritis traumática en el hombro izquierdo y ansiedad", reza la sentencia.
El fallo añade que el trabajador agredido tardó dieciocho días en curar sus lesiones en los que no pudo desarrollar sus ocupaciones habituales.
Aunque no es la primera sentencia que falla que una agresión a un trabajador sanitario debe considerarse como un atentado, la magistrada sienta jurisprudencia al aplicar el artículo 550 del Código Penal que fija que "son reos de atentado los que acometan a la autoridad, a sus agentes o funcionarios públicos (...), cuando se hallen ejecutando las funciones de sus cargos". La legislación actual castiga estos hechos, si la agresión la sufre un funcionario público, con una pena de prisión de uno a tres años.
La titular del juzgado número dos fundamenta su fallo en que el acusado empleó fuerza física para agredir al enfermero, en que éste es un funcionario público que se encontraba ejerciendo sus funciones atendiendo a un enfermo y, por último, en que el condenado era consciente de que se hallaba ante un enfermero "ya que éste llevaba el pijama blanco y la acreditación".
Pese a que tanto el ministerio fiscal, la acusación particular del agredido y el Colegio Oficial de Enfermería de Balears personado en la causa pedían un año y seis meses de prisión por el delito de atentado, la magistrada de Penal número dos decidió imponer una pena de un año al considerar que los hechos no revistieron especial gravedad.

¡Ya llegó Travel Days! Súper promos para vos

Pagalo en cuotas y viajá a donde quieras publicidad 0810-555-7077 VUELOS | HOTELES | PAQUETES ...