20 oct. 2018

El colectivo de la enfermería en voz alta expresa basta de femicidio, de violencia de género

El colectivo de la enfermería en voz alta expresa basta de femicidio, de violencia de género, tod@s l@s enfermer@s tenemos una empatía especial hacia la comunidad, nuestro compromiso está siempre comprometida con nuestro semejante para cada día sea mejor al anterior , Sandro Ortega  

18 oct. 2018

La Asociación de Enfermería Comunitaria lanza Alma-Ata y Atención Primaria en España. 40 años de salud para todos




ALICIA ALMENDROS.- En 1978, en un encuentro internacional impulsado por la URSS se llevó a cabo la declaración que definió la Atención Primaria. Bajo el nombre de Alma-Ata, la OMS estableció una serie de principios sobre la AP. Hoy, 40 años después, la Asociación de Enfermería de Comunitaria ha aprovechado el Congreso V Congreso Internacional y XI Nacional de la Asociación de Enfermería Comunitaria (AEC) para presentar el libro "Alma-Ata y Atención Primaria en España. 40 años de salud para todos", con testimonios reales de profesionales sanitarios sobre cómo ha evolucionado la Atención Primaria en estos años. "Esta publicación surge en un encuentro que tuve con Mariví Anton en el que planteamos la importancia que tendría el poder plasmar en un libro las vivencias y las expectativas de las enfermeras, y otros profesionales de la salud, coincidiendo con los 40 años de la celebración de la conferencia de Alma Ata", relata José Ramón Martínez Riera, presidente de la Asociación de Enfermería Comunitaria (AEC).

Finalmente lo que empezó como una anécdota se ha hecho realidad. "Contactamos con otros profesionales que se mostraron entusiasmados y dispuestos y nos pusimos manos a la obra . Hoy por fin hemos podido ver nacer a esta 'criatura' de la que estamos muy orgullosos", añade Martínez Riera.

Evolución

La evolución de la Atención Primaria en general y de la Enfermería en particular ha sido brutal. "En un determinado momento las enfermeras pasamos de ser escribientes en el centro de salud al lado del médico para hacer una labor que la comunidad necesitaba", argumenta María Victoria Antón, enfermera Premio de Nacional de Enfermería Comunitaria. Y es que esta enfermera asegura que "así como el trabajo de la enfermera de hospital estaba muy reconocido el de la enfermera de centro de salud no. Por ello, nos pusimos a trabajar, a formarnos y empezamos a darle a la sociedad la enfermera".

Retos para los nuevos enfermeros

Durante la presentación del libro, Martínez Riera y Antón han lanzado el guante a las nuevas generaciones de enfermeras para que sean capaces de afrontar los nuevos retos y en un futuro escriban sobre ello. "El libro recoge un conjunto de experiencias de aquellos que nos pusimos a trabajar y nos encontramos que teníamos dificultades, porque a veces los médicos no nos dejaban, montar consultas de enfermería era una revolución o porque entrar a los domicilios era muy difícil, por ejemplo. Gracias a haber conseguido todo esto, el mundo sabe quien es la enfermera. Ahora hay un nuevo reto, lucha contra la privatización que se quiere llevar todo por delante, así que las nuevas generaciones tienen que trabajar mucho", finaliza Antón.

Una enfermera riojana tiene a su cargo hasta a 22 pacientes


Un profesional de la enfermería en La Rioja tiene a su cargo hasta 22 pacientes, en algunos casos; algo que se aleja de la «ratio segura», que ronda los 6 u 8 pacientes.

Los datos son de un estudio del sindicato de enfermería SATSE, que pretende impulsar una Iniciativa Legislativa Popular para bajar esos ratios. Par ello, recogerá firmas en La Rioja durante los próximos meses, en una campaña bajo el título «La Sanidad que merecemos».

Según el estudio del sindicato, en La Rioja hay 6,19 enfermeras por 1.000 habitantes, mientras que en Europa ese número sube hasta las 8,8 enfermeras y enfermeros. Así, el estudio «Análisis de la situación de los enfermeros y enfermeras en los centros sanitarios de La Rioja» afirma que para cubrir ese huevo y ponerse al nivel europeo, a La Rioja le falta contratar a nada menos que 653 enfermeras: 361 en Atención Especializada, y 77 en Atención Primaria.

Según explica Marta Sáenz-Torre Sarabia, secretaria general de SATSE en La Rioja «el déficit de plantillas enfermeras en La Rioja es muy preocupante y supone un claro riesgo para la salud y seguridad de todos los riojanos».

En concreto, La Rioja necesita un total de 653 enfermeras y enfermeros para alcanzar, al menos, la media europea. La ratio de estos profesionales por 1.000 habitantes en La Rioja es de 6,19, mientras que en Europa es 8,8 enfermeras y enfermeros por 1.000 habitantes.

Legislación específica

SATSE recuerda que en nuestro país no existe una legislación específica que regule la asignación de número máximo de pacientes por cada profesional. Por ello, en cada CC.AA. se establece el número de enfermeras y enfermeros de sus plantillas en función de criterios diversos en los que cuenta más el interés por el ahorro económico que mejorar la calidad y seguridad de los cuidados, apunta.

En países como Australia, y algunos estados de EE.UU., como California, sí lo han hecho, y, por ejemplo, se exige, como norma en hospitalización general, que cada enfermera y enfermero solo tenga asignado un máximo de seis pacientes, señala el Sindicato de Enfermería.

A juicio de SATSE, es preciso fijar unas «líneas rojas» en La Rioja y el resto del Estado español y garantizar por ley un número máximo de pacientes asignados a cada enfermera y enfermero. «Una norma que beneficiará a todos, ciudadanos, profesionales y Sistema Sanitario», remarca.

SATSE inicia una campaña para bajar ese ratio, porque lo ideal está «entre 6 y 8 pacientes»


El Colegio de Enfermería de Ciudad Real impulsa el aprendizaje de la RCP en el Día Europeo de Concienciación del Paro Cardíaco



En España se producen en torno a las 30.000 paradas cardiacas súbitas al año, cerca de 100 al día, y casi el 80% de los casos tiene lugar en la vía pública o en los hogares de los pacientes  

En España se producen en torno a las 30.000 paradas cardiacas súbitas al año, cerca de 100 al día, y casi el 80% de los casos tiene lugar en la vía pública o en los hogares de los pacientes. La supervivencia en nuestro país tras una parada cardiaca es muy baja, en torno al 5%.

Esta cifra se podría aumentar considerablemente si la población en general tuviera unos conocimientos básicos sobre cómo realizar una reanimación cardiopulmonar (RCP) y cómo utilizar un desfibrilador semiautomático (DEA). Hoy 16 de octubre se celebra este día en toda Europa con el propósito de concienciar a la población de la necesidad de que aprendan a realizar maniobras de reanimación cardiopulmonar.

Sensible a esta efeméride el Colegio de Enfermería de Ciudad Real celebró ayer lunes un taller de RCP dirigido a alumnos de quinto curso de primaria del Colegio Nuestra Señora del Prado, Marianistas, de Ciudad Real. Este taller es el primero de los que va a realizar por los centros educativos de la provincia, el grupo de enseñanza de RCP auspiciado desde el Colegio, con el objetivo de extender el aprendizaje de esta técnica de primeros auxilios entre la población.

Es obvio que enfermería ejerce un papel relevante en la educación para la salud de los ciudadanos, de cara a la prevención del paro cardiaco. Por ello, el Colegio de Enfermería apuesta decididamente, poniendo recursos materiales y humanos para mejorar la atención a las urgencias que, en el caso concreto del paro cardiaco y la RCP, requiere también la implicación del máximo número de ciudadanos posible.

Los ciudadanos son un elemento clave en la cadena de la supervivencia. El Colegio de Enfermería considera, atendiendo a la evidencia científica disponible, que la mejor estrategia para incrementar las tasas de supervivencia en el paro cardiaco extrahospitalario consiste en aumentar las tasas de resucitación por los ciudadanos que son testigos del mismo. Consciente de ello, el Colegio de Enfermería de Ciudad Real se ha marcado el reto a partir de ahora promover acciones que favorezcan la actuación adecuada de los ciudadanos que presencien un paro cardiaco.

El Colegio de Enfermería ha hecho un esfuerzo considerable por potenciar los cursos y talleres dirigidos a alumnos de primaria, para concienciar y difundir este tipo de técnicas, con las que todos podríamos salvar vidas. El lema de trabajo del grupo es, "Yo sé hacer la RCP. Tus manos pueden salvar una vida".

Los talleres se dirigen fundamentalmente a chicos en edad escolar, pero también a sus profesores y otras personas. El objetivo es sensibilizar sobre la prevención del paro cardiaco, aprender a reconocerlo de inmediato cuando se produce, y la importancia de la intervención precoz en tales casos, con el apropiado entrenamiento en las técnicas básicas de RCP.

La reanimación cardiopulmonar es el conjunto de maniobras básicas, temporales y normalizadas destinadas a mantener la oxigenación de los órganos vitales cuando la circulación de la sangre de una persona se detiene súbitamente, independientemente de la causa de la parada cardiorrespiratoria. La realización de estas maniobras de forma inmediata tras el paro cardiaco y hasta la llegada de los servicios de emergencias es fundamental para la supervivencia del paciente.

Buscan duplicar la cantidad de enfermeros


Argentina tiene una de las tasas más bajas de enfermeros y enfermeras de la región y el objetivo es duplicarla para el año 2020. "La carrera universitaria son cinco años, con un título intermedio en tres que es el que permite trabajar", indicó Liliana Ponti, presidenta del Colegio de Enfermeros del Sur de Santa Fe.  

16 oct. 2018

Faltan Enfermeros en Argentina ¿Qué nos depara entonces el futuro?

¿Cuál es gran problema que tiene hoy la Enfermería Argentina ?

¿Por qué faltan enfermeros?

El déficit de enfermeros o la falta de enfermeros es nivel mundial, nos deberíamos preguntar cuál es la política del estado para enfermería para resolver esto, mas allá de queréis formar enfermeros a través del programa  PRONAFE ,  no hablan que va hacer para incorporarlos al sistema y retenerlos


Primero, la falta de enfermeros no tiene nada que ver con la formación o la carrera de enfermería. No existe un diagnóstico de situación para saber cuántos somos realmente o cuantos están trabajando  en instituciones públicas o privadas,  la Organización Panamericana de la Salud revela que Argentina tiene una de las tasas más bajas de enfermeros por habitante de la región, con 4,24 enfermeros cada 10.000 habitantes

El gran problema más allá de lo salarial, son las condiciones medio ambiente de trabajo y la modalidad de contratación, lo que provoca en muchos colegas trabajar en condiciones paupérrimas. La falta de nombramientos en los hospitales, la contratación por medio de becas por muchos años y  algunos casos con la modalidad de planes asistenciales por el Estado. En lo privado la sobrecarga laboral por falta de descanso, por exceso de pacientes, con el agravante que la mayoría de los trabajadores enfermeros naturalizaron el doble empleo, ya sea en una misma institución por medio de modulo en el público y por  medio de recargo en lo privado, esto está generado por los salarios magros que se le pagan hoy en día a  los trabajadores enfermeros, 

¿Esto provoca un problema en la atención?

Claro que sí, muchas veces las gestiones instituciones por cubrir la ausencia de los colegas, por distintos motivos,  sobrecargan a otros sin medir las consecuencias en la prestación de cuidados aumentando una mayor morbilidad y mortalidad de los  pacientes, ni si quiera se tiene encuentra las recomendaciones standars sobre la relación enfermero / paciente, además aumentando el riesgo potencial de que los enfermeros puedan incurrir en negligencia, impericia en la atención, como también  de padecer accidentes de trabajo dentro de la institución o camino o de vuelta a su hogar.

¿Cómo que pueden incurrir en negligencia, impericia y correr el riesgo de tener accidente de trabajo dentro o afuera de su trabajo?

Si tomamos como referencia lo  anteriormente mencionado sobre la naturalización del doble empleo, la jornada laboral de enfermería habitualmente es  6, 7, 10hs noche por media, ahora bien  tomemos un ejemplo para ver a los riesgos que está expuesto el trabajador de enfermería con relación a su salud psicobiolaboral.

Comienza con su horario de 7 hs, si le agregamos modulo o recargo son 7hs mas, ya llevamos 14hs, además de agrégale las horas de viaje 2 hs para ir y 2 para volver, estamos en 18hs, le agregamos la alimentación mínimo 2hs, y las necesidades fisiológicas (comer, bañar y etc.)  2hs mas, cuantas ya tenemos 22 hs, tenemos que dormir algún momento no? Mínimo 6hs, ya estamos utilizando las horas del próximo día.

La comunidad, los utilizadores de los sistemas  no tienen  conciencia del rol de enfermería que siempre esta las 24hs del día y los 365 días del año en los hospitales,  clínicas y capacitándose constantemente para cuidar su salud.

Esto también trae una consecuencia o un riesgo psicosocial, por estar afuera de su hogar más de 18 o 20hs diaria. Provoca una rotura en su lazo familiar, por esa razón del 100 % un 90 % de los colegas son separados, divorciados o le cuesta consolidar una relación estable, porque su trabajo le consume casi todo el día.

La mayoría de los colegas no tiene desarrollo social, no pueden ver crecer a sus hijos, estar presente en un cumpleaños, en una fiesta del colegio o no compartir la mesa en una fiesta navideña o de fin de año junto a su grupo familiar.

Esta exposición en el tiempo, el trabajador de enfermería, va perdiendo su propia identidad como miembro  y parte de una sociedad

Hay que estar presente en la mesa discusión de políticas de salud con voz y voto. Creemos que con éstas medidas se podría ir mejorando la situación laboral de la enfermería  y volvemos a repetir que con el hecho de disminuir los años de formación o implementar una nueva   curricular  de enfermería no se resuelve el problema.

Saludos cordiales, Lic. Sandro Ortega 

 

Faltan Enfermeros en Argentina y buscan duplicar para 2020

El déficit surge de un informe reciente de la OPS. Son 4 cada 10 mil habitantes. Chile tiene 22 y Paraguay, 14.

La escasez de enfermeros es una problemática mundial. Sin embargo, al mirar lo que sucede en el continente, un informe reciente de la Organización Panamericana de la Salud revela que Argentina tiene una de las tasas más bajas de enfermeros por habitante de la región, con 4,24 enfermeros cada 10.000 habitantes. Para poner en contexto basta mirar lo que sucede alrededor: Chile tiene 22 cada 10.000; Paraguay, 14,6; Uruguay, 18,9, Brasil 7,1 y Bolivia, 5,1.

Entre los países que mejor están, figuran Estados Unidos, con 111,4 enfermeros cada 10.000 habitantes y Canadá, con 106,4. Por debajo de Argentina solo hay tres países: Honduras y República Dominicana con 3,8 enfermeros cada 10.000 habitantes cada uno y Haití, con 3,5.

"Estamos mal, por eso nos pusimos a trabajar con un objetivo ambicioso, que es duplicar para 2020 la cantidad de enfermeros. Queremos que haya más alumnos y que se reciban, porque una de las características de enfermería es la alta deserción, ya que muchos necesitan trabajar", explica a Clarín Leandro Goroyesky, director ejecutivo del Instituto Nacional de Educación Tecnológica (INET) del Ministerio de Educación de la Nación, que está a cargo del Programa Nacional de Formación de Enfermería (PRONAFE) que se puso como objetivo llegar a 250 mil enfermeros.

Otro dato llamativo es cómo está conformado el mapa de personal de salud de cada país. El informe de la OPS advierte que mientras en América del Norte "la relación es de 4,3 enfermeros por médico, en los países de la subregión andina y en el Cono Sur hay más médicos que enfermeros". "El mercado laboral, la oferta de programas de formación de enfermeros y los incentivos financieros y no financieros ofertados entre las regiones, ciudades y países determinan la cantidad de personal de enfermería", señaló a Clarín Silvia H. de Bortoli Cassiani, asesora regional de enfermería y técnicos de Salud de la OPS/OMS y autora del trabajo "Distribución de la fuerza de trabajo en enfermería en al Región de las Americas".

En Argentina, según datos del Observatorio Federal de Recursos Humanos en Salud, que depende del Ministerio de Salud, los datos a 2016 indican que en Argentina hay 172.502 médicos en actividad y 192.829 enfermeros, lo que da una tasa de 1,12 enfermeros por médico. Sin embargo, al desgranar cómo está compuesto el número de enfermeros, se puede ver que 82.274 de esos enfermeros son auxiliares de enfermería, que tienen menor formación, ya que la carrera dura sólo un año.

"Las recomendaciones internacionales son para tener más técnicos enfermeros. Entonces, al tomar ese número, la relación baja a 0,65 enfermeros por médico. Actualmente se está abandonando la formación de auxiliares y se está incentivando la formación técnicos, para mejorar estos números", afirmó a Clarín Marcelo García Dieguez, director de Capital Humano del Ministerio de Salud.

García Dieguez agrega que este número se irá corrigiendo con el tiempo, a medida que se vaya dejando de lado la formación de auxiliares, los actuales auxiliares salgan de actividad o se logre incentivarlos para que completen la tecnicatura. "Una de las preocupaciones es trabajar para acortar esos tiempos y ayudar a que alcancen el título de técnico. Para eso se creó el programa PRONAFE, para acompañar y becar a estudiantes y poder ir incrementando la fuerza laboral", señaló.

"No sé si vamos a poder cumplir la meta de 2020. Pero esto ya escapa a los formadores", advierte Teresa Gómez, directora de la Escuela de Enfermería del Hospital Británico. "El abandono –continúa- viene por distintas razones, hoy más que nada es un problema social, porque los estudiantes necesitan trabajar y priorizan eso. Ante esa situación no podemos hacer nada", se sincera. Y advierte que tienen un promedio de desgranamiento de entre 20 y 30%.

El mercado laboral en el sector de enfermería en la Argentina presenta diversos problemas: si bien es cierto que es una carrera son salida laboral asegurada, por otro lado la precarización laboral y los magros salarios atentan contra el mismo mercado que necesita más trabajadores. "En enfermería los sueldos son muy bajos, muy magros. Muchos tienen que trabajar en dos lugares. Esto hace que haya un déficit en la preparación. Hay muchas especialidades en enfermería, pero son muy pocos los que llegan a hacerlas por la necesidad de trabajar", señala el licenciado Gustavo Díaz, presidente de la Federación Argentina de Enfermería.

"La enfermería es una profesión muy desgastante desde el punto de vista físico y psíquico, trabajamos con el dolor y la muerte todos los días. Es una elección muy particular, por eso muchos se frustran", agrega Díaz.

Gómez señala que en la carrera están los que se inscriben porque les gusta la enfermería y otros que buscan aprobar. "Al que realmente le gusta trabajar se va a dedicar a la enfermería. Trabajo para enfermeros hay, en todo el país. El enfermero siempre va a tener trabajo, es fácil conseguir porque todas las instituciones están en la búsqueda", dice, aunque advierte que "el tema salarial no depende de nosotros y la realidad es que la mayoría de los enfermeros tienen dos trabajos".

Para intentar bajar la deserción, el PRONAFE rediseñó los planes de estudio, mejoró la tecnicatura y también armó un plan de becas en enfermería para el que no hay límite de edad. Quienes aplican pueden recibir hasta 6.000 pesos por mes, una mochila técnica –con insumos para la práctica, como reloj y estetoscopio- que puede tener un costo de hasta 4.000 pesos.

Con estas medidas, en el primer año lograron reducir la deserción en un 10%. Actualmente el PRONAFE tiene acuerdo con una red de 165 instituciones superiores técnicas de enfermería y 5 universidades, con un total de 35.000 matriculados. En este año esperan firmar acuerdo con otras 10 universidades.


Fuente de la Información: Clarín

El colectivo de la enfermería en voz alta expresa basta de femicidio, de violencia de género

El colectivo de la enfermería en voz alta expresa basta de femicidio, de violencia de género, tod@s l@s enfermer@s tenemos una empatía espec...