17 sept. 2012

BUENOS AIRES, Moreno: un hospital paralizado tras una brutal pelea en la guardia

Por jorgelina vidal

Un joven herido de bala llegó, junto a familiares, al mismo tiempo que las mujeres que presuntamente lo hirieron en un intento de robo. Al encontrarse, los grupos protagonizaron un violento enfrentamiento. En medio del caos, llegaron los heridos de otra pelea que dejó un muerto.

En el Hospital Mariano y Luciano de la Vega en Moreno al oeste del conurbano, esta mañana los médicos y enfermeros realizaron medidas de fuerza en reclamo por mayores medidas de seguridad. (Télam)

17/09/12 - 17:04

Todos en el hospital Mariano y Luciano de la Vega, de Moreno, aseguran que si la brutal pelea se hubiese desarrollado el fin de semana pasado, la situación podría haber sido mucho peor, ya que ni siquiera había suero para atender a la gente… Es que en la tarde de ayer, dos grupos de personas del barrio Las Catonas de esa localidad bonaerense que fueron a acompañar a los heridos durante un robo, terminaron armando una batalla campal en la guardia.


Como si fuera poco, en medio del caos, llegaron heridos de otra pelea del barrio La Perlita, que dejó un muerto. Y todo, en el marco de una protesta por insumos que viene desde hace tiempo, y de un reclamo por mayor seguridad. Por eso, hoy el hospital está paralizado. Al punto que ni los médicos pueden entrar a atender los consultorios externos.


Según relató el director médico del hospital, Eduardo Bustamante, en diálogo con Clarín.com todo comenzó ayer a la tarde, cuando al hospital –ubicado en Libertador 710, de Moreno- ingresaron dos heridos sin que los médicos tuvieran idea de que antes había sido los protagonistas de un hecho delictivo previo que ocurrió en el barrio Las Catonas.


"Aparentemente, dos mujeres le quisieron robar la moto a un hombre y él, en un intento de defensa, le pegó con un elemento contundente a una de ellas en la cabeza. Él ingresó al hospital con una herida de bala en la pierna, con orificio de entrada y salida pero sin riesgo de vida. Ella, con un traumatismo de craneo", contó Bustamante. Ambos fueron a atenderse al hospital acompañados de un grupo de personas.


El enfrentamiento comenzó cuando una de las mujeres que había intentado robar la moto "se pelea con las personas que aguardaban por el herido de bala", explicó Bustamante. Y ahí se desató un violento choque entre ambos bandos que incluyó a la mujer amenazando a la gente, diciendo que tenía un arma. Un hecho que corrobora un radiólogo que testificó en la causa.


La versión del médico de cómo se sucedieron los hechos dentro del hospital coincide con la policial. Según los investigadores, el enfrentamiento se desarrolló en los pasillos internos del centro asistencial, se extendió durante varios minutos, y las personas que aguardaban ser atendidas (entre los que había hombres, mujeres y niños) escaparon corriendo y lograron refugiarse en una salita. Mientras otras personas que también esperaban para ser atendidas se fueron corriendo del hospital.


Crisis en el hospital


Luego de la pelea, las mujeres lograron escapar del lugar con la ayuda de sus cómplices. Sin embargo, ese enfrentamiento desnudó las falencias que tiene ese centro asistencial. Hoy, tras una reunión con la cúpula policial y el ministro de Salud, Alejandro Collia, se acordó aumentar a tres policías por turno como custodia y reforzar la seguridad privada con la que cuenta ese nosocomio. Al momento de la pelea, ayer sólo había un policía.


"Tuvimos un personal policial durante todo el fin de semana más la vigilancia privada, pero este tema ya es de arrastre. Hace dos meses también tuvimos un problema de seguridad", dijo esta mañana el director de ese centro asistencial, Rubén Rossi.


Por otra parte, Rossi señaló que "la situación es compleja porque viene a atenderse gente alcoholizada o drogada y es gente que no razona. En otra época, hablando la gente se entendía, pero ahora es todo muy agresivo y muy difícil de manejar".


"Tenemos seis vigiladores en los turnos más un policía, pero hubo una gresca que no pasa habitualmente. Vinieron cuatro patrulleros y casi no los podían contener. No es un hecho normal. La gente no mide que éste es el lugar donde se tiene que venir a curar... lo vienen a romper en grupos masivos", explicó.


En tanto, se espera para mañana que se avance en una solución por el tema insumos cuando vuelvan a reunirse con el ministro de Salud bonaerense, ya que –según pudo averiguar Clarín.co

No hay comentarios:

Publicar un comentario

El colectivo de la enfermería en voz alta expresa basta de femicidio, de violencia de género

El colectivo de la enfermería en voz alta expresa basta de femicidio, de violencia de género, tod@s l@s enfermer@s tenemos una empatía espec...