20 dic 2012

Lo detuvieron policías disfrazados de enfermeros cuando asistía al parto de su hijo

Un adolescente, quien era buscado por su presunta participación en un homicidio en ocasión de robo, fue detenido por policías vestidos de enfermeros en el Hospital Neonatal de la ciudad de Córdoba, al que fue para asistir al parto de su hijo, informaron hoy fuentes policiales.

Se trata de Rodrigo Javier Rivadero (19), quien tenía pedido de captura por un crimen cometido durante un asalto la madrugada del 21 de octubre último en barrio Argüello Norte, donde fue asesinado José Alberto Contreras (31).

Los efectivos de Homicidios que trabajaban en la búsqueda de los asesinos sabían que la pareja de Rivadero iba a ser madre en ese centro asistencial público, motivo por el cual, con autorización judicial, comenzaron a rondar el lugar haciéndose pasar por enfermeros.

Fue así que, cuando el sospechoso fue al hospital para asistir al parto de su hijo, fue atrapado por los policías que los estaban esperando.

El crimen que se le imputa a Rivadero, por el que está detenido también su hermano mayor, Hugo Maximiliano Rivadero (21), fue cometido cuando al menos dos delincuentes asaltaron a Contreras en momentos en que regresaba a su casa luego de visitar a su novia.

Contreras intentó escapar mientras pedía ayuda a los gritos, momento en que los delincuentes lo mataron de un tiro en el pecho en la entrada de una casa y le robaron una mochila que llevaba, con la que escaparon.

Por dichos de testigos, la Policía comenzó a trabajar en la pista que vinculaba a los hermanos Rivadero al homicidio y apresó al mayor de ellos en un paraje del departamento Cruz del Eje, en el norte cordobés.

(Fuente: Télam).

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Enfermería le escribe al Señor presidente Alberto Fernández

Señor presidente Alberto Fernández  con relación a su frase "el sistema sanitario también se ha relajado"  impactó en las empre...