16 abr. 2013

Rompe en llanto Enfermero acusado de asesinar a martillazos su esposa

Mientras el Ministerio Público narraba el crimen, Álvaro Rubio Moreno soltó en llanto al escuchar los detalles de la acusación en su contra por el brutal asesinato de su esposa Yuriana Sarai Vega.

Rompe en llanto Enfermero acusado de asesinar a martillazos su esposa




Por: Sugeyry Romina G.LUNES 15 DE ABRIL 201315:09
Álvaro Rubio Moreno y Yuriana Sarai Vega eran 1 matrimonio de enfermeros del hospital Morelos del IMSS; hoy ella está muerta y él quedó en prisión ya que hasta el momento es el primer sospechoso del asesinato el sábado anterior. La FGE también lo acusa de inventar que la delincuencia o seudo ministeriales son los que mataron a su pareja sentimental.

La formulación de imputación la realizaron hoy, el Ministerio Público leyó los detalles de la acusación contra Álvaro, el juez determinó legal la detención, fijó prisión preventiva como medida cautelar y agendó para el próximo viernes 19 la reunión para la vinculación a proceso.

Durante la audiencia de control, el Ministerio Público narró que el sábado a las 06:00 de la mañana, la policía ministerial recibió el reporte de que en el kilómetro 1 de la carretera a Aldama yacía el cadáver de 1 mujer el cual tenía múltiples golpes en la cabeza y cerca tenía 1 cartulina con amenazas.
Elementos de la policía estatal informaron a los ministeriales que entrevistaron al esposo de la hoy occisa, mismo que narró los presuntos acontecimientos donde murió su esposa.

La historia de narco-levantón de Alvaro Rubio
En la primer declaración que brindó Alvaro Rubio, indicó que el viernes alrededor de las 21: 30 horas fue a recojer a su esposa Yuriana al Hospital IMSS donde ambos laboran.

Señaló que de camino a su casa que está en el Fraccionamiento Romanza por la carretera a ciudad Aldama, cerca del puente los interceptó convoy de personas armadas a bordo de tres camionetas, Ram azul, otra color café y camioneta blanca "La Ram estaba golpeada y era de modelo viejo" según expresó Alvaro en su primer declaración.

En la historia de Rubio Moreno, afirmó que de las tres camionetas la de color café les marcaron el alto con las luces alta. "De las camionetas bajaron hombres con ropa de traje y dijeron que eran ministeriales que iban a revisar el auto porque coincidía con 1 auto con reporte de robo".

El enfermero aseguró que las personas armadas traían radio y hablaban el clave. Igualmente sostuvo que los sujetos preguntaron por el apellido de su esposa y -¿qué si era Vega?-, después de eso la la sacaron por la ventana y empezaron a agredirla hasta destrozarle el cráneo, no obstante, Álvaro dijo que entre los criminales ordenaron no utilizar arma de fuego en el ataque.

"-Ellos quisieron agarrar al niño por eso forcejeó con ellos- dijo Rubio Moreno quién afirmó que los sujetos lo hirieron a él también y quedó inconsciente hasta alrededor de las 4 de la mañana cuando despertó, pidió ayuda y luego fue al hospital", abundó el imputad0 en la declaración que leyó el MP en la audiencia. Alvaro Rubio Moreno le dijo a la madre y a la hermana de Yuri que los asaltaron.

Cómo descubren la presunta contradicción
No obstante, el Ministerio Público explicó que los agentes ministeriales al tener la declaración de Álvaro acudieron al fraccionamiento Romanza donde vivía la pareja en busca de las camionetas que citó el hombre en su declaración. Los ministeriales entrevistaron a los vecinos, donde 1 de ellos aseguró que a las 2:45 de la mañana cuando llegó a su casa vio que la vivienda de sus vecinos (es decir la casa de Álvaro) tenía la puerta abierta y afuera estaba el vehículo Cavalier propiedad de Alvaro y Yuri.

A los ministeriales les pareció extraño lo que señaló el vecino, en cuanto a que el automóvil usaba el matrimonio, estuviera en la casa justo a esa hora, Alvaro declaró que ese lapso él estaba en el piso inconsciente.

Al respecto, según indicó el MP, los agentes de la FGE pidieron a la madre de la hoy occisa y a la hermana el consentimiento para ingresar a la vivienda de Alvaro y Yuri.

Cuando entraron a revisar , los agentes y del peritos en criminalística, a simple vista vieron que la cama estaba húmeda y en el piso de la recámara había manchas de sangre, también en la escaleras y lavadora.
Cuando los peritos en química aplicaron luminol y determinaron que las manchas en la recamara, escaleras y lavadora eran de sangre, los agentes ministeriales determinaron detener e Alvaro Rubio como el primer sospechoso del homicidio de la enfermera Yuriana Sarai Vega.

El matrimonio, ambos enfermeros tenían tres años de vida marital y procrearon a su hijo que actualmente tiene dos años de edad.

No hay comentarios:

Publicar un comentario