20 ene. 2014

Fallece enfermera reconocida por evitar muertes de niños

LUIS IGNACIO VELÁSQUEZ

Este día la Comisión Interinstitucional de Enfermería del Estado realizará un homenaje de cuerpo presente a la enfermera María del Pilar Sánchez Villavicencio, mejor conocida por sus compañeros de trabajo como Pili, quien falleció el pasado miércoles.

La trabajadora del sector salud desarrolló durante más de 40 años un servicio altamente profesional, que le fue reconocido el 6 de diciembre de 1996, cuando la Secretaría de Salud puso su nombre al Hospital General de Huajuapan de León.

La enfermera María del Pilar nació el 8 de octubre de 1935, en la Heroica Ciudad de Tlaxiaco, pero las condiciones de pobreza de sus padres la obligó a dejar sus estudios de primaria, a fin de contribuir a la economía familiar.

Más tarde se trasladó a la capital del estado para laborar en un despacho contable e iniciar estudios de secretariado en la Academia de Oaxaca.

En 1964 ingresó a la entonces Escuela de Enfermería y Obstetricia de la Universidad Autónoma Benito Juárez de Oaxaca (UABJO), donde obtuvo diploma y medalla de oro por alcanzar promedio de diez en todas las materias.

Por su capacidad y perseverancia fue elegida por la Secretaría de Salud para realizar su servicio social como supervisora en el Distrito Sanitario número I y un año más tarde fue contratada como Jefa de Enfermeras.

En 1970 la S.S.A la becó para realizar la especialidad de Enfermería en Salud Pública, obteniendo mención honorífica, para posteriormente ser nombrada Jefa de Departamento de Enfermería a nivel estatal, desempeñando este cargo por más de 10 años, tiempo en el que fomentó el trabajo en equipo, la responsabilidad y la disciplina.

Sus conocimientos de administración y de salud pública le permitieron impulsar la organización de las unidades tanto de primer nivel, como el Hospital de Tuxtepec, Salina Cruz, Putla Villa de Guerrero y Huajuapan de León.

En 1984 la Secretaría de Salud la eligió para desempeñar el cargo de coordinadora del Programa de "Control de Enfermedades Diarreicas Agudas con Terapia de Hidratación Oral", donde propuso una metodología de tratamiento que rompía con los paradigmas médico tradicionales. Gracias a su empeño se logró disminuir en un 75 por ciento las muertes de menores de 5 años, por lo que fue reconocida por el entonces presidente de la República Carlos Salinas de Gortari y por el secretario de Salud, Jesús Kumate, con diplomas e incentivos económicos. 

Cabe destacar que en toda América Latina solo dos hospitales tienen el nombre de enfermeras que se han distinguido por su profesionalismo, entre ellas la estimada "Pili".

No hay comentarios:

Publicar un comentario