Se agudiza la falta de personal en los centros de salud del Valle de Lerma


Se necesitan más enfermeros y médicos especialistas. Los vecinos reclaman soluciones. Además, también escasean los medicamentos y los insumos. Las redes sociales explotan con quejas.
Falta de medicamentos, insumos varios y, sobre todo, de personal sanitario, entre enfermeros y médicos especialistas, son parte de las urgentes necesidades que tienen hoy varios hospitales y centros de salud de varias localidades del Valle de Lerma. 
La situación es grave y los vecinos exigen soluciones a la deficiente atención médica. Inclusive en algunos centros de salud, la guardia permanece abierta hasta las 20 solamente, porque no hay personal para atender las emergencias de los vecinos durante la noche.
En El Carril, el hospital San Rafael está reclutando profesionales de la salud. El Ministerio de Salud de la Provincia jubiló a diez trabajadores, la mayoría enfermeros y un médico. 
A la falta de personal para la atención de los pobladores, se suma la ausencia de planificación para reemplazar a los profesionales jubilados. 
Los pocos trabajadores de la salud con los que cuenta el nosocomio se encuentran saturados de trabajo. 
Los carteles advierten que no hay atención por falta de médicos. 
"Hacemos lo que podemos; se jubilaron varios enfermeros y un médico, pero no designaron todavía a sus reemplazos. Recibimos gente de la zona rural y de localidades aledañas a El Carril. Programamos la atención de las pocas especialidades que ofrecemos a la población. Hasta ahora nadie se ha quejado, pero no es la manera de trabajar con tan escaso personal. Nuestros médicos no dan abasto", manifestó ante los medios el gerente del San Rafael, Dr. René Brandán.
El Carril es un punto estratégico en la zona sur del Valle de Lerma y recibe pacientes y enfermos de parajes de Chicoana, Moldes, La Viña, Guachipas y del ingreso a los Valles Calchaquíes por la ruta nacional 68.
Las urgencias de estas zonas son atendidas en el hospital San Rafael porque no hay cobertura sanitaria o porque no hay médicos para atender la guardia de los otros hospitales. 
Tal es el caso del hospital Anzoátegui, de la localidad de Coronel Moldes.
Si a esto le sumamos falta de medicamentos e insumos de estos centros de salud, queda una población estimada en 20 mil habitantes sin la cobertura de emergencias correspondientes. 
"Cuando nos supera el problema debemos mandarlos a la ciudad de Salta. Es complicado tener un chico con fractura y no contar ni con un equipo de rayos X. Realizamos solo la atención primaria primordial. Y con lo que nos pagan, no hay médicos. Los colegas no quieren venir al interior", contó a El Tribuno un conocido médico de Guachipas.
En Rosario de Lerma
Hacia el extremo opuesto del Valle de Lerma, aparece la ciudad de Rosario de Lerma, con un centro de salud pequeño para la cantidad de habitantes que debe cubrir el sistema sanitario. 
En el hospital Joaquín Corbalán, dentro de pocos días, se inaugurará una ampliación, la que ya resulta limitada para la atención de la población. 
El actual gerente del nosocomio, Domingo Zorrila, viene gestionando este edificio hace varios años atrás.
Recién ahora se planificó su construcción y los espacios resultan pequeños para tantas necesidades. 
En este nosocomio se reclama desde seguridad hasta insumos. Bien es sabido el escándalo que se generó porque una candidata oficialista llegó de sorpresa con 500 jeringas para ser donadas al hospital, cuando la Gerencia estuvo meses gestionando en las oficinas de Gestión de Calidad del Ministerio de Salud el mismo pedido para el Joaquín Corbalán.
Reclamos en las redes
En las redes sociales los vecinos del Valle de Lerma expresan su molestia e indignación.
"Nuestro hospital necesita nebulizadores y sillas de ruedas. El nebulizador que tenían se quemó. Lástima que había uno solo y me da pena que haga falta. Si hay presupuesto para hacer política, ¿en la salud qué pasa? Trabajemos en serio, por favor. Cualquier donación será agradecida", dice Yoli Bautista en su muro de Facebook, comentario apoyado por cientos de vecinos de la ciudad.

Comentarios