30 abr. 2020

Enfermería, una vocación de alto riesgo en Colombia

Además de los riesgos de ser la primera linea en la lucha contra el COVID-19, existe el miedo de este gremio a expresarse sobre las débiles condiciones laborales que las respaldan

Por: Angie Xiomara Perdomo abril 27, 2020
Este es un espacio de expresión libre e independiente que refleja exclusivamente los puntos de vista de los autores y no compromete el pensamiento ni la opinión de Las2Orillas.
Enfermería, una vocación de alto riesgo en Colombia
Foto: Pantallazo vía YouTube

En este tiempo de crisis sanitaria a nivel mundial las enfermeras son los héroes anónimos, la primera línea al frente contra el COVID-19, un reto que no ha sido nada fácil a nivel mundial, y aún más en un país donde hay carencia de garantías en seguridad y estabilidad laboral, debido a los contratos de prestación de servicios. La primera premisa de toda crisis sanitaria debería ser proteger la mano obrera, a quien tiene que cuidar y no ser carne de cañón frente a un riesgo que estamos sometidos por el simple hecho de ser trabajadores de la salud.

Una guerra con un enemigo invisible que ya ha cobrado vidas en el personal sanitario pues se ha confirmado 306 casos positivos de trabajadores de la salud desde el inició de la pandemia en Colombia. Entre ellos 42 son profesionales de la enfermería, 95 son auxiliares de enfermería, 80 son médicos, 11 son terapeutas respiratorios y 8 son fisioterapeutas.

El miedo es el compañero más fiel en cada jornada emprendida por el personal de enfermería, por una parte  el temor a perder la vida, o tal vez que nos arrebate algún miembro de nuestra familia al exponerlos cuando llegamos a casa. En un segundo plano está el temor a hablar, opinar, o manifestar la carencia de elementos de bioseguridad y los  abusos por parte de las instituciones de salud en las cuales violan los derechos del trabajador, como también las continuas amenazas de despido por este tiempo. Al pago y ubicación de los puestos de favores políticos, ha sido una de los difíciles condiciones a las que se somete este gremio, ya que al involucrarse en las diferentes  manifestaciones de aquellos que pierden el miedo a callar exigen mejores condiciones laborales y bioseguridad, se verían en la  tortuosa tarea de buscar un nuevo empleo por su finalización de contrato.

En Colombia la enfermería es una profesión subestimada y mal paga a pesar de las difíciles condiciones que suelen enfrentar día a día por el déficit de elementos de trabajo, retrasos en pago, pésimas garantías laborales. Un gremio acobardado que influye el género en la profesión, que ha provocado una falta de reconocimiento y prestigio social  debido a la forma simbólica de la esencia de la enfermería "el cuidado" y las cualidades intrínsecamente femeninas que a llevado a invisibilizarnos, recluirnos y guardar silencio  costado que aprovechan  ante la situación  vulnerando la autonomía  de exigir, como también el criterio de actuación a pesar de contar con el conocimiento, profesionalismo y metodología científica basada en la evidencia.

Enfermería ha sido la primera fila de lucha ante las emergencias sanitarias a nivel mundial, siendo la columna vertebral de todo sistema de salud. El 2020 fue el año internacional designado para el personal de enfermería y partería por la OMS, fecha en la que se cumple el bicentenario del nacimiento nuestra precursora Florence Nightingale, la dama de la lampara que salvo vidas en la guerra de crimea como también ayudo a revolucionar los cuidados sanitarios.  Somos el pilar mas importante en esta crisis mundial, aunque no nos exalten como heroínas. Estamos a tiempo de alzar la voz, encierre el miedo a exigir y hagámonos sentir.

https://www.las2orillas.co/enfermeria-una-vocacion-de-alto-riesgo-en-colombia/  

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Enfermería Exige ser parte Reconstrucción Social y Económica de nuestro País

Con todo el reconocimiento social y político recogido hasta ahora hacia las enfermeras y enfermeros, ¿cómo se puede entender que, llegado ...