Las oposiciones de enfermeros y médicos sufren nuevos retrasos

enfermera hospital enfermería

La enfermería es uno de los sectores más castigados por la crisis. | DA

JOSÉ LUIS CÁMARA | Santa Cruz de Tenerife

Lograr estabilidad en el puesto de trabajo se ha convertido en una auténtica quimera para los enfermeros y médicos del Servicio Canario de la Salud (SCS). Y es que, seis años después de que se convocaran las pruebas que debían consolidar a la actual plantilla sanitaria del Archipiélago, la Consejería de Sanidad todavía sigue sin tener claro cuándo podrá culminar este complejo proceso. Eso es, al menos, lo que se desprende de la Mesa Sectorial que se celebró el pasado lunes, casi un año después de la última celebrada en enero. En el encuentro, que los sindicatos calificaron de puramente "informativo", la directora del SCS, Juana María Reyes, y la responsable de Recursos Humanos, Carmen Aguirre, presentaron a las organizaciones sindicales las líneas básicas del III Plan de Salud, un documento que hasta ayer "desconocían" los profesionales.

"Se ajusta poco a la realidad actual, aunque como ideario está bien y desarrollarlo estaría genial", expuso a este periódico Ramona Mendoza, del Sindicato de Enfermería (Satse) en la provincia tinerfeña. Para ella, poner en marcha el citado plan tal y como están las cosas es una "utopía", entre otras razones porque "debería haber sido consensuado con los profesionales".

En la misma línea se manifestó el portavoz del Sindicato Médico (CESM) en Tenerife, Levi Cabrera, quien confirmó que se enteraron "por la prensa" de la existencia de este documento. Cabrera explicó que la Consejería les comunicó que intentará que las oposiciones de enfermería se convoquen en el primer trimestre de 2014, para que las pruebas puedan celebrarse antes de final de año. Mientras, las de médico de familia, cuya convocatoria también es de 2007, está paralizada por algunos recursos, "aunque en abril está previsto que se realicen los exámenes". Para estas pruebas, a la espera de que finalice el plazo de alegaciones, se han presentado más de 1.800 solicitudes, que optarán a un total de 272 plazas.

"La directora de Recursos Humanos nos ha vuelto a manifestar la dificultad que supone sacar adelante un proceso de este tipo", señaló Ramona Mendoza, que dejó claro que "no hay plazo material" para que las oposiciones se puedan resolver el año próximo. Ello impedirá que más de 2.000 enfermeros que esperan desde hace un lustro puedan acceder a una plaza fija, lo que continúa abocando a Canarias a un grave déficit de profesionales en este sector.

"Hay compañeros que llevan más de 15 años sin plaza fija, que han condicionado toda su vida a estas oposiciones", recordó la delegada de Satse, quien aseguró que a las pruebas también acudirán muchos profesionales de fuera de las Islas, "porque las intenciones de la Consejería es elaborar las listas de contratación con todos los que aprueben el examen, lo que obliga a todo el mundo a superar la prueba". "Hemos pedido que en la medida en que se pueda, estas oposiciones se hagan de manera simultánea en otras comunidades autónomas, pero nos han dicho que es poco probable", espetó Ramona Mendoza.

Tanto el Sindicato Médico como Satse y el resto de fuerzas sindicales se mostraron muy críticos con la actitud displicente de las responsables del Servicio Canario de la Salud, a las que acusaron de "escasa voluntad de diálogo y falta de soluciones reales a los problemas". "Nos dijeron que la ley de presupuestos será la que marque las condiciones retributivas y de jornada del sector, aunque todavía no nos confirmaron nada. Solo crece la partida prevista para obras, pero se olvidan de que también hay que cuidar los recursos materiales del día a día y, por supuesto, los recursos humanos", expusieron los representantes sindicales, quienes vaticinan un año 2014 igual de complicado para el sector sanitario del Archipiélago.

Comentarios