8 dic. 2013

«Los hospitales del SAS se pueden quedar sin profesionales

Cargos del SAS dejarán la sanidad pública al prohibirles que trabajen en la privada

Juan José Sánchez Luque (abajo) y Juan Antonio Astorga no comparten los criterios del SAS en este tema. :: SUR


Cargos del SAS dejarán la sanidad pública al prohibirles que trabajen en la privada


Los servicios jurídicos del Colegio de Médicos estudiarán si un decreto de la Junta de 2007 vulnera la legalidad en algunos casos

La orden del SAS que prohíbe a todos sus cargos intermedios trabajar en la sanidad privada puede hacer que algunos jefes de servicio y de sección de los hospitales decidan dejar la sanidad pública. Así lo dijo ayer a este periódico el presidente del Colegio de Médicos de Málaga, Juan José Sánchez Luque. «Los hospitales del SAS se pueden quedar sin profesionales que son baluartes importantes y han demostrado su capacidad al exigirles que tengan dedicación exclusiva», señaló Sánchez Luque. «Si médicos de reconocido prestigio que ocupan jefaturas se van al no querer abandonar su actividad privada, los que más perderá serán la sanidad pública y los ciudadanos», recalcó Sánchez Luque.

Añadió que los servicios jurídicos del colegio estudiarán el decreto de la Junta de Andalucía, aprobado en 2007, que establece que ningún cargo intermedio del SAS puede ejercer en la sanidad privada. «Creemos que esa norma puede vulnerar la legalidad en los casos de facultativos que accedieron a las plazas de jefe de servicio o de sección con fecha anterior a 2007», indicó.

Los gerentes de los hospitales están notificando estos días a los cargos intermedios que desarrollan también su labor en la sanidad privada que deben dejarla y acogerse a la dedicación exclusiva. En caso de que no lo hagan, se les quitará cualquier tipo de competencia de mando y perderán las jefaturas (se convertirán en médicos de base). La medida afecta a directores de unidades de gestión clínica, jefes de servicio y de sección -en el caso de los médicos- y a jefes de bloque y los supervisores -en el de los enfermeros-.

Sánchez Luque se mostró en contra de que la dedicación exclusiva sea un requisito para ocupar una jefatura sanitaria. «No creo que trabajar por las tardes o en los días libres en la sanidad privada repercuta en la tarea que esos profesionales desarrollan en el SAS. La Administración debería recapacitar y no permitir que se les puedan marchar especialistas de gran valía, ya que eso supondría un perjuicio para los pacientes», manifestó el presidente del colectivo médico malagueño. A su juicio, el camino para acceder a las jefaturas debería ser un concurso de méritos llevado a cabo con total transparencia. Sánchez Luque recordó que en la mayoría de las comunidades autónomas no se les exige exclusividad a los médicos de la sanidad pública.

Por su parte, el presidente del Colegio de Enfermería de Málaga, Juan Antonio Astorga, tampoco comparte la decisión del SAS. Aunque el número de cargos intermedios de enfermería que trabajan, asimismo, para la sanidad privada es pequeño, Astorga comentó que no entiende mucho la forma en que el SAS aplica la exclusividad. «En su tiempo libre, un enfermero puede hacer lo que quiera siempre y cuando que no interfiera ni menoscabe su trabajo en el sistema sanitario público. La exclusividad sin más no la comparto», apostilló el presidente del Colegio de Enfermería de Málaga.

El SAS se basa para aplicar esa medida en un decreto de 13 de marzo de 2007 en el que se establece como requisito exigido y sin excepción para los puestos directivos y cargos intermedios contar con la dedicación exclusiva. El cumplimiento estricto de esa norma es consecuencia de que el Tribunal Supremo ha ratificado una sentencia del Tribunal Superior de Justicia de Andalucía (TSJA) que daba la razón al SAS tras los recursos presentados por algunos profesionales.


No hay comentarios:

Publicar un comentario

¡Travel Days especial Argentina y Sudamérica! Disfrutá el verano con súper ofertas

Pagalo en cuotas y viajá a donde quieras publicidad 0810-555-7077 VUELOS | HOTELES | PAQUETES ...