30 ago 2014

Enfermeros tuvieron que bombear a mano los respiradores

Una de las situaciones más críticas se vivió en el área de Terapia Intensiva Pediátrica, donde había cinco niños con respirador artificial. "Tuvimos que 'bolsearlos' durante dos horas porque si no se nos morían", reveló un médico.
Edgardo Gigena, Roberto de Martini, Carlos Ortellado y Sofía Llanos, integrantes del Sindicato de Trabajadores de la Salud Pampeana, concurrieron ayer a la Fiscalía de Investigaciones Administrativas para entregar documentación referida al incendio en el hospital Lucio Molas que el sábado produjo una prolongada interrupción del servicio de energía. Los dirigentes gremiales criticaron las declaraciones del gobernador Oscar Jorge y del ministro de Obras Públicas, Jorge Varela, sobre las causas del incidente y reclamaron porque ninguna autoridad valoró el esfuerzo realizado por los trabajadores durante la crisis.
Los integrantes del Sitrasap dejaron en Mesa de Entradas de la FIA documento que posee el gremio que pudieran servir para dilucidar las causas del desperfecto eléctrico que causó el incendio en el hospital Lucio Molas. "El día sábado a la madrugada lamentablemente tuvimos una nueva desgracia en el Molas, producto de lo que ya todo el mundo sabe: esta falta de mantenimiento, esta negligencia por parte del Ejecutivo, de atender los reclamos y necesidades de los hospitales públicos", sostuvo Carlos Ortellado, secretario general del gremio, luego de aportar la documentación. "El día del problema estuvimos con los compañeros del sindicato recorriendo el centro a las 6 y vimos una situación muy difícil, muy compleja que hasta el momento nadie quiso comentar", acotó.
"Más allá de la quema del generador pasaron cosas que creemos que la sociedad debe saber: en principio que un hecho de estas características ocurra en un lugar público no se limita al hecho en sí sino que trae otras consecuencias. Si se trata de energía eléctrica, mucho más todavía", aseveró. Edgardo Gigena acotó que "venimos a entregarle al fiscal Carola un documento donde nos ponemos a su disposición para la investigación porque somos una realidad muy importante como sindicato dentro del hospital". Uno de los documentos proviene del Tribunal de Cuentas de la provincia y se refiere "a la tercerización de servicios, donde se encuentra incluida la electricidad", informó.

Respiradores.
Ortellado comentó que "a la quema del generador, le siguió el hecho de que se quedaran sin respiradores los pacientes internados en la zona de las terapias y nadie dice que hubo compañeros que estuvieron sosteniendo con respiración manual a pacientes por espacio de cuatro horas para que pudieran sobrevivir". 
Según explicó Gigena a LA ARENA, los respiradores tienen baterías que les permiten funcionar entre una hora y media y dos horas sin suministro de energía. "Cuando las baterías se agotaron tuvimos que empezar a llamar gente para 'bolsear' a los pacientes que estaban con respirador artificial", comentó. Médicos y enfermeros llaman 'bolsear' a esta acción porque el equipo para hacer el trabajo en forma manual se parece a una bolsa. "Se comprime la bolsa y el aire entra a los pulmones del paciente. Hay que hacerlo así en forma permanente porque sino el paciente se muere", advirtió.
El caso más crítico ocurrió en el área de Pediatría, donde había cinco niños internados con enfermedades respiratorias típicas del invierno. "Durante dos horas tuvimos que asistir a esos chicos, porque si no, se nos morían", reiteró el profesional. 
Ortellado relató que "el día del incendio fuimos a Terapia de Adultos y los compañeros estaban trabajando a oscuras, con un paciente convulsionando, un cuadro de situación terrible", describió. "Hubo riesgo de vida para la gente y hay que reconocer el enorme esfuerzo y trabajo que realizaron los compañeros: mantuvieron con vida a esos pacientes en algo que se podía haber evitado".
El dirigente señaló que la Cooperativa Popular de Electricidad ya había anticipado las limitaciones de los grupos energéticos "y sin embargo, nadie hizo nada"; recordó que el fallecido Luis Epifanio y Liliana Rechimont habían formulado una denuncia sobre las carencias en ese sentido y mencionó el informe presentado por los diputados Martín Berhongaray y Luis Solana, en el que se anticipaba que "la puesta en marcha de nuevos equipos que requieran energía, iban a traer problemas". 
Por ello, cuestionaron las sospechas lanzadas por el ministro Varela y las declaraciones de Jorge aprovechando el incidente para justificar la construcción del Hospital de Alta Complejidad. "Y con el Lucio Molas qué?", se preguntó Ortellado, preocupado por esa mirada hacia el principal hospital de la provincia. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario

ENFERMERIA TRABAJA POR LA UNIDAD DE LA PROFESIÓN

La campaña Nursing Now este mayo 2021 cumplirá una año. Sin embargo, creo nos quedamos a la mitad del camino y perdimos muchos colegas en la...