Los accidentes laborales entre profesionales del Área Sanitaria Sur crecen un 55%

Satse alerta de que los datos evidencian que los recortes han provocado que "no se den las condiciones de trabajo adecuadas"
La sindicato profesional de la enfermería Satse ha denunciado el incremento "desmesurado" de los accidentes de trabajo entre los profesionales del Área Sanitaria Sur de Córdoba. Según los datos aportados por el colectivo, la siniestralidad aumentó en los dos primeros meses del año un 55% respecto al mismo periodo de 2014. Mientras que el año pasado fueron 18 los siniestros contabilizados, en este 2015 se han elevado hasta un total de 28, de los cuales 12 son de tipo biológicos. Del total, 14 fueron motivo de baja médica para los profesionales. 

En enero, el 69,23% de los accidentes se produjo en la división de Enfermería y el 15,38, en la de facultativos. En febrero, las proporciones se equilibraron: el 40% de los accidentes los sufrieron enfermeros y el 26%, médicos. El Satse llamó la atención sobre el hecho de que el porcentaje de siniestralidad en Enfermería es mayor al porcentaje de profesionales, lo cual es "síntoma evidente de que no se dan las condiciones de trabajo adecuadas o son peores en esta categoría profesional". 

Para el sindicato, la estadística refleja que "la falta de personal y el incremento de las cargas de trabajo son un factor de riesgo que afecta a la salud de los profesionales en general, y especialmente a los enfermeros". El colectivo exigió "mejoras urgentes" o, de los contrario, advirtió de que "se verá obligado a plantear un conflicto, ya que la salud de los trabajadores está protegida por la Ley de Prevención, y es el Servicio Andaluz de Salud (SAS) en este caso quien ha de disponer las medidas preventivas". 

El colectivo ya ha puesto en conocimiento de la Dirección Gerencia que los profesionales de Enfermería apuntan como causas del aumento de la siniestrabilidad el incremento de las cargas de trabajo, por las prisas que se generan; el estrés, debido a la descompensación entre responsabilidad y recursos; los cambios forzosos de servicio, unidad o consulta, que crean desorientación, o la falta de personal, que propicia falta de tiempo para atender al paciente. También se refieren los profesionales a que no da tiempo en la jornada laboral a realizar todas las actuaciones asistenciales y cuidados, por lo que la carga emocional es "excesiva", y se quejan de que han de priorizar una actividad en detrimento de otra. El "agotamiento" y la "irritabilidad" surgen aparejados a estos factores. 

En este contexto, el Satse denunció que "la falta de apoyo de la Administración y la situación de abandono son sensaciones cada vez más sentidas por los profesionales". La situación es especialmente grave, según el sindicato, en el Hospital Infanta Margarita de Cabra y en los centros de salud del Área Sur, pues "sufren de manera peligrosa los excesivos recortes planteados por el SAS". 

La plataforma de enfermeros recordó que esta demarcación se sitúa "a la cola de Andalucía en financiación sanitaria por habitante y año", lo que "obliga a los profesionales a trabajar exponiendo su salud y a los ciudadanos a descubrir cómo todo ello afecta a la calidad percibida y a la seguridad de los mismos. Para cambiar la situación, el Satse exigió con "urgencia" la dotación de una plantilla de enfermeros, matronas y fisioterapeutas adecuada, que evite "tener que pordiosear" cada mes contratos "precarios" al 75% y de un mes de duración.

Comentarios